Lighting Los Santos

“If you capture virtual light
in a virtual world
with a virtual camera,
is that photography?” 
Karl Smith

No todo son sombras en la ciudad de Los Santos y el condado de Blaine. Aunque la mayoría de gente tan solo ha oído hablar de su extrema violencia, los que han estado allí saben que este lugar ofrece mucho más. Lighting Los Santos es una búsqueda de luz, un sereno acercamiento al territorio. Al mismo tiempo, a partir de estos fragmentos de realidad, Lighting Los Santos plantea un ejercicio de reflexión sobre la fotografía del futuro.

Bienvenidos a la nueva temporada.

Mimo, Downtown.

Route 68

Surfer, Sandy Shores.

Hotel abandonado, Sandy Shores.

Vanilla Club, South Los Santos.

The Lost, East Los Santos.

Del Perro Freeway.

Downtown.

Leopold’s, Rockford Hills.

Downtown.

Vinewood Hills.

Del Perro Beach.

Buceando en el Océano Pacífico.

Caleta, San Chianski.

Hexer and Bridge.

Granja eólica de Ron Alternates.

Gaviotas, Sandy Shores.

Faro de El Gordo.

Raton Canyon.

Cassidy creek, Raton Canyon.

Halcón, Mount Chiliad.

Ciervo, Raton Canyon.

Saguaro, Sandy Shores.

Aplec de Sant Romà

Amb la restauració de l’ermita de Sant Romà d’Estac, l’any 2011, es va recuperar la trobada festiva i religiosa al voltant d’aquest santuari. Des d’aquell any cada 11 de juny (o el dissabte següent) els veïns d’Estac pugen fins a l’ermita, canten, ballen, mengen, comproven que la muntanya segueix igual i tornen a baixar.

La novetat d’enguany ha estat la recuperació per part d’alguns veïns de lo camí vell. Gràcies a aquest projecte impulsat per Casa Massa ja es pot tornar a pujar fins a l’ermita pel camí original que es feia servir antigament.

Aquí teniu algunes imatges que va deixar l’edició 2016 de l’Aplec. Gaudiu d’aquest indret privilegiat del Pirineu com ho vam fer nosaltres.

Los cuatro buitres ibéricos

Gracias a un buen amigo semanas atrás tuve la ocasión de asistir a una tremenda carroñada a la que acudieron las cuatro especies de buitre ibéricas. Podría explicaros lo extraordinario de poder ver y fotografiar a las cuatro especies compartiendo el mismo banquete. Contaros lo que se siente cuando 200 buitres pasan volando a escasos metros de tu cabeza. Hablar sobre el escalofriante sonido que emiten estas enormes aves batallando por un trozo de carne. Podría también describir la elegancia de su plumaje y la majestuosidad de su vuelo. Pero prefiero que lo veáis vosotros mismos.

Antes de tomar asiento en el interior del hide la cosa ya prometía.

carroñada19c

No es fácil ganarse la confianza de estos animales. Por respeto al trabajo de muchos años y por petición expresa vamos a mantener el anonimato de este señor y del lugar.

carroñada 20c

Empieza el festín…

carroñada15c

carroñada 29c

El primero en bajar y el más numeroso es el buitre leonado (Gyps fulvus).

carroñada16c

carroñada2c

carroñada3c

carroñada17c

Entre la muchedumbre aparecen los primeros ejemplares de buitre negro (Aegypius monachus).

carroñada12c

carroñada4c

Escoltado por dos buitres negros el magnífico quebrantahuesos (Gypaetus barbatus) espera su turno.

carroñada13c

carroñada11c

El último en aparecer, el alimoche común (Neophron percnopterus).

carroñada10c

carroñada 27c

carroñada 26c

carroñada1c

Tras el festín de carne, sangre y vísceras el buitre leonado abandona el lugar y es entonces cuando empieza el formidable espectáculo del quebrantahuesos.

carroñada 28c

carroñada 24c

carroñada 22c

carroñada7c

carroñada 23c

carroñada 21c

El plumaje del quebrantahuesos juvenil es de tonos pardos. Una vez adulto (6-7 años) la coloración de la cabeza, pecho y vientre varía del blanco al naranja.

trencalòs 1c

carroñada8c

carroñada9c

carroñada 25c

carroñada18c

carroñada 30c

carroñada 31c

Tourmalet y Galibier

Este verano he tenido la suerte de poder visitar por primera vez dos lugares de culto dentro del mundo del ciclismo. Se trata del Col du Tourmalet, en el Pirineo, y el Col du Galibier, en los Alpes, dos puertos de montaña que el Tour de Francia ha hecho mundialmente famosos.

Tourmalet

Este paso montañoso situado en pleno Pirineo francés, cuyo nombre viene a significar “camino del mal retorno”, se alza 2.115m sobre el nivel del mar y es el puerto que más veces se ha ascendido durante la historia de la ronda francesa. En este lugar esperaba encontrar ciclistas y marmotas pero nunca imaginé que en la cima del puerto encontraría… un rebaño de llamas!

Mcdonald’s en el centro de Teherán y llamas en el Pirineo, maldita globalización.

La llama (lama glama) es un curioso animal entre el camello y la oveja.

Llama y la Val du Barèges.

Mientras emulaba al mismísimo Robert Capa acercándome más y más con el angular recordé que estos animales son capaces de escupir con una potencia y una puntería envidiables.

Finalmente nadie salió herido, más bien al contrario. Las llamas no sólo aceptaron mi presencia sino que acabamos todos juntos tomando el sol y comiendo flores.

Entre la fauna del Tourmalet este es el ejemplar más característico.

El próximo 24 de julio el Tour volverá a pasar por este mítico puerto.

Galibier

Después del Tourmalet el Galibier es el puerto de montaña que más veces ha visitado el Tour de Francia. Este coloso de roca y nieve que separa los Alpes du Dauphiné y los Alpes Cottiennes acostumbra a ser, con sus 2.645m, el punto más alto de la carrera.

Aquí no hubo sorpresas. Ciclistas y marmotas por todas partes.

marmota

Estos son los últimos 2,5km del Galibier por la vertiente de Valloire, con rampas del 11% y 12%.

Créte de Challoil desde el Galibier.